Avisar de contenido inadecuado

¿Es Cristo Dios todopoderoso?

{
}

¿Es Cristo Dios todopoderoso?
Por
David Ricardo Mendoza

Los llamados Testigos de Jehová enseñan que Cristo es un dios, que es Poderoso pero no el Todopoderoso. Esto es lo que han aprendido de su organización religiosa a través de su literatura y una Biblia, que en la mayoría de los textos que se refieren a la divinidad de Cristo han sido falseados conforme a la creencia de sus líderes. Pero respetando la inspiración divina de la Palabra de Dios, esta demuestra que Cristo es Dios Todopoderoso. Veámoslo:

Jesús les dijo: De cierto, de cierto os digo: Antes que Abraham fuese, yo soy… (Jn.8:58). Jesús está afirmando que Él es Dios al emplear el Nombre de Dios: Yo Soy (Jehová) (Éx.3:14). Así lo entendieron claramente los judíos, que tomaron piedras para arrojárselas (Jn.8:59), porque para ellos la declaración del Señor Jesús constituía una blasfemia (Lv.24:16), pues no lo reconocieron como el Mesías (Ungido), el Hijo de Dios (Sal.2:2,7) y por lo tanto Dios mismo (Jn.5:17-18), sino como un hombre más. De Jesús, en alguna ocasión se habían preguntado: ¿No es éste el hijo del carpintero? ¿No se llama su madre María, y sus hermanos, Jacobo, José, Simón y Judas? (Mt.13:55).
El texto de Juan 8:58, debería bastar para creer en la Deidad plena de Cristo, ya que nos está demostrando que el Hijo habita desde la eternidad con el Padre y por lo tanto tiene todos los atributos de Dios. Pero, normalmente, la gente pide más señales; y la Palabra de Dios, que es generosa, ofrece más pruebas sobre la divinidad del Hijo de Dios.
CRISTO POSEE LOS ATRIBUTOS DE DIOS
Su preexistencia. La preexistencia de Cristo significa que Cristo, como Dios, ya existía desde la eternidad. Así lo demuestran los pasajes siguientes:
De Cristo se declara que … sus salidas son desde el principio, desde los días de la eternidad (Mi.5:2).
Cristo también es llamado el Verbo de Dios porque Dios nos habla por su intermedio. El apóstol Juan habla de la eternidad de Cristo cuando nos dice que en el principio (de la creación) ya existía el Verbo (Jn.1:1).
El apóstol Pablo nos dice que Cristo ?es antes de todas las cosas, y todas las cosas en él subsisten (Col.1:17).
El profeta Isaías escribe que Cristo es Padre eterno (Is.9:6 ).
Todos estos textos concuerdan en que Cristo es eterno, Él es antes de todas las cosas creadas, por lo que de manera concluyente demuestran que Él es increado. Este atributo de la eternidad es propio de la Deidad: Antes que naciesen los montes y formases la tierra y el mundo, desde el siglo y hasta el siglo, tú eres Dios(Sal.90:2).
Es por ello, que Cristo afirma: yo soy el primero y el último (Ap.1:17). Título que se aplica a la Deidad: Así dice Jehová rey de Israel, y su Redentor, Jehová de los ejércitos: Yo soy el primero, y yo soy el postrero… (Is.44:6).
Cristo es Omnipotente. Él es igual a Dios: porque todo lo que el Padre hace, también lo hace el Hijo igualmente (Jn.5:19). La palabra todo significa: sin excepción. Por tanto, el texto nos está diciendo que si el Padre es Todopoderoso, el Hijo también lo es. Si el Señor Jesús no fuera el Dios Todopoderoso, no haría las cosas igualmente como las hace Dios el Padre.
Es por ello que Cristo recibe el título de Creador: Todas las cosas por él fueron hechas, y sin él nada de lo que ha sido hecho, fue hecho (Jn.1:3), el mundo (Jn.1:10), el universo (He.1:2). Cristo no solamente los creó, sino con la palabra de su poder sustenta todas las cosas (He.1:3). Él creó todo lo visible e invisible (ángeles) y mantiene en orden el movimiento del universo (Col.1:16-17). Este título de Creador se aplica a la Deidad: …Yo Jehová, que lo hago todo, que extiendo solo los cielos, que extiendo la tierra por mí mismo (Is.44:24).
El profeta Isaías escribe que Cristo es Dios fuerte (Is.9:6). El mismo profeta, refiriéndose a Jehová, escribe: Por tanto, dice el Señor, Jehová de los ejércitos, el Fuerte de Israel… (Is.1:24). La palabra Fuerte equivale a Poderoso.
Cristo es Omnipresente. Él está presente con sus siervos en todas partes al mismo tiempo (Mt.28:20). Está donde se encuentran dos o tres congregados en su nombre (Mt.18:20). De Jehová está escrito: ¿Se ocultará alguno, dice Jehová, en escondrijos que yo no lo vea? ¿No lleno yo, dice Jehová, el cielo y la tierra? (Jer.23:24).
Cristo es Omnisciente. Es decir, Él conoce todas las cosas. Los apóstoles le dijeron: Ahora entendemos que sabes todas las cosas (Jn.16:30). y le respondió (Pedro): Señor, tú lo sabes todo (Jn.21:17). Cristo dice: …yo soy el que escudriña la mente y el corazón y os daré a cada uno según vuestras obras (Ap. 2:23). Jehová dice: Yo Jehová, que escudriño la mente, que pruebo el corazón, para dar a cada uno según su camino, según el fruto de sus obras (Jer.17:10).
Cristo es inmutable. Es decir, no cambia. Cristo, en su esencia, es siempre el mismo. Jesucristo es el mismo ayer, y hoy, y por los siglos (He.13:8). Jehová es el mismo siempre. Porque yo Jehová no cambio (Mal.3:6).
A CRISTO SE LE LLAMA DIOS
Dios el Padre llama al Hijo Dios (He.1:8).
Los hombres le llamaron Dios:
El apóstol Tomás llama a Cristo ¡Señor mío, y Dios mío! (Jn.20:28). David se había referido a Jehová en los mismos términos: Dios mío y Señor mío (Sal. 35:23).
El apóstol Juan afirma que Cristo es el Dios verdadero (1Jn.5:20). Mas Jehová es el Dios verdadero (Jer.10:10).
El apóstol Pedro llama a Cristo, Dios y Salvador (2P.1:1). Porque Yo Jehová, Dios tuyo,…soy tu Salvador (Is.43:3).
El apóstol Pablo llama a Cristo, gran Dios y Salvador (Tit.2:13). Escribiendo a Timoteo, le dice: Dios fue manifestado en carne (1Ti.3:16). En su carta a los colosenses les dice que en la humanidad de Cristo está toda la plenitud de la Deidad (Col.2:9). También a los filipenses les enseña que Cristo es Dios (Fil.2:5-11).
CRISTO MISMO DECLARÓ SER DIOS
Yo y el Padre uno somos (Jn.10:30). Aquí vemos la unidad de su esencia del Hijo y el Padre. El Señor Jesús evidentemente declaró su Deidad, tan lo entendieron así los judíos que tomaron piedras para apedrearlo (v.31).
Jesús les dijo: ¿Tanto tiempo hace que estoy con vosotros, y no me has conocido, Felipe? El que me ha visto a mí, ha visto al Padre; ¿Cómo, pues dices tú: Muéstranos el Padre? (Jn.14:9). Ver al Hijo es ver al Padre. El Señor Jesús muestra al Padre tal como Él es.
Todo lo que tiene el Padre es mío (Jn.16:15). Expresión maravillosa de la relación de la Divinidad.
CUANDO CRISTO SE PRESENTA COMO EL HIJO DE DIOS, ESTÁ DECLARANDO QUE ES DIOS.
Él es el Hijo unigénito; es decir, único, de la misma esencia divina del Padre.
Así lo afirmó el apóstol Juan cuando escribió: Por esto los judíos aún más procuraban matarle, porque no sólo quebrantaba el día de reposo, sino que también decía que Dios era su propio Padre, haciéndose igual a Dios (Jn.5:18). Recordemos que el apóstol escribió su libro precisamente con el propósito de enseñar que Jesús es el Cristo, el Hijo de Dios, y para que creyendo, tengáis vida en su nombre (Jn.20:31). Al principio de su libro afirma que el Verbo es Dios (Jn.1:1). Es obvio que Juan, siendo judío, no iba a inducirnos a tener fe en un dios, esto sería idolatría. Lo que el apóstol nos está diciendo es que Cristo es Dios y que, por eso, creyendo en Él tenemos la vida eterna.
Para los judíos religiosos, el Señor Jesús blasfemaba cuando declaraba ser el Hijo de Dios. De hecho esta fue la causa por la cual lo acusaron (Jn.10:32-33; Mt.26:63-65). Pero también hubo judíos que reconocieron en Cristo al Hijo de Dios: Pedro (Mt.16:16), Juan el Bautista (Jn.1:34), el apóstol Juan (Jn.20:31).
MÁS PRUEBAS
El Señor Jesús no rechazó la adoración a Él. La adoración sólo debe darse a Dios (Mt.14:33; 28:9; 28:17; Lc.24:52; Jn.9:38, He.1:6).
El Señor Jesús perdona pecados. Sólo Dios tiene la autoridad para perdonar pecados, puesto que estos son ofensa contra Él (Lc.5:24;Col.3:13).
También en la Biblia encontramos que el Hijo recibe igual trato que el Padre:
Ante el Hijo y ante el Padre se dobla la rodilla (Ef.3:14;Fil.2:10). Doblar la rodilla es una señal de adoración.
El Hijo es honrado como el Padre (Jn.5:22-23). Decir que Cristo es un dios no es honrar al Padre. Los que rechazan la plena divinidad del Señor Jesús, deben tomar muy en cuenta las palabras que los condenarán en su momento: Porque el Padre a nadie juzga, sino que todo el juicio dio al Hijo, para que todos honren al Hijo como honran al Padre. El que no honra al Hijo, no honra al Padre que le envió
Como hemos visto, la Biblia demuestra, de manera contundente, que Cristo es Dios Todopoderoso. En estos últimos días de la iglesia, caracterizados por la falsedad (falsos profetas, falsos maestros, falsas doctrinas) y el libertinaje de la gracia de Dios, es necesario que persistamos en la sana doctrina hasta la venida de nuestro bendito Salvador Jesucristo, quien es Dios sobre todas las cosas.
Pastor Justino Mendoza Lira (jusmenlir@yahoo.com.mx)

 

{
}
{
}

Deja tu comentario ¿Es Cristo Dios todopoderoso?

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre